J BALVIN NOS CUENTA LA HISTORIA PERSONAL QUE ESCONDE ‘MACHIKA’

0

Su canción junto a Anitta y Jeon promete ser un mega hit con repercusión mundial.

J Balvin se lo ha puesto difícil él mismo. Tras el éxito de Mi gente y todos los récords conseguidos, ahora llega el momento de cederle el testigo a un nuevo single. Y claro, el listón está alto.

https://www.instagram.com/p/Bd3SFpmBUQ_/?utm_source=ig_embed&utm_campaign=embed_legacy

Machika tiene pinta de convertirse en un auténtico grito de guerra que va a estar en boca de medio mundo. Precisamente, ese aire guerrero es el que encontramos en el vídeo que podremos ver completo este viernes cuando se estrene mundialmente el single.

Viendo estas primeras imágenes algunos ya han empezado a elucubrar y difundir el rumor de que podría tratarse de la sintonía del Mundial Rusia 2018. Y la verdad es que las banderas que aparecen en el vídeo se corresponden con las de los países participantes.

Pero más allá de todo eso, lo que más nos ha llamado la atención es la historia personal que hay tras esta nueva canción. Una de esas historias que nos hacen creer en las casualidades y en el destino que tiene marcados algunos encuentros inevitables.

Jeon Arvani, el nuevo fichaje de Balvin

Por primera vez vemos al cantante colaborar con Jeon Arvani, un cantante que todavía no tiene mucha proyección internacional pero sí un feeling que conquistó a Balvin desde un primer momento.

Su nombre real es Jonathan Thiel y nació en la isla caribeña de Aruba. Se crio en la complicada zona de Santa Cruz donde no están acostumbrados a que la vidano sea amable con ellos. Pero él marcó la diferencia y demostró que si se quiere, se puede.

Su padre tocaba el piano, su tío era productor y él entró en un grupo de gaita con 14 años. La música fue su salvación y la que marcó un camino en el que se empezaron a abrir las puertas de una carrera en la que nunca obvió el folklore, ni cuando descubrió el Hip Hop.

En su isla empezó a tener prestigio pero aun así, Balvin no sabía quién era cuando le conoció. Él mismo nos ha contado su historia: